99.- Pinos.

DSC_2980

No para verme enterrado

eché raíces aquí

-la tierra donde nací-,

sino para ser el árbol

que, sin dejar su raíz,

se beba el aire mas alto.

Hoy me tiene sin cuidado

lo lejos que pueda ir

la luz del día buscando.

Aún con los ojos cerrados,

aquí vendría a morir.

(La isla me estará llamando)

Eché raíces aquí.

Agustín Millares Sall. “La Tierra que me llama” 1.968. Publicado en “El paraíso de los nudos” antología poética. Edirca 1979.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Agustín Millares Sall y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s